Un espacio de cocina donde acceder a mis recetas más interesantes con trucos e ideas para cualquier ocasion. Daddy Rafa confía que disfruteis con ella y que creemos un espacio para aportar ideas culinarias. Aviso: ¡Marcado acento internacional!

jueves, febrero 15, 2007

Canelones (a mi estilo)

Bueno, lo cierto es que tengo otras recetas listas para publicar, pero esta quiero incluirla dentro del pack de las 100 primeras recetas.¿Que por qué?, Pues... simplemente porque es uno de mis clásicos y aunque no es especialmente difícil es un plato que siempre que lo preparo la gente se chupa los dedos (modestia a parte).

Me da bastante pereza por otro lado escribirla porque es de estas recetas que implica escribir y escribir, y aunque es sencillo, es trabajosa tanto de explicar como de hacer. De todas formas, si un día os encontráis con ganas y tiempo, es una receta perfecta.

Vamos a ello:

Canelones (al estilo de Papi)

Ingredientes: (Para 4 personas)

Para la salsa de tomate:
1 chorrito de aceite de oliva
2 dientes de ajo
150 grs de carne picada
1 cebolla
1 pimiento
2 zanahorias
1 tomate maduro
1 bote de 500 grs de Tomate natural
3 hojas de albahaca
1 cucharada de orégano
1 guindilla de cayena
Sal
Pimienta

Para la pasta:
1 caja de pasta de canelones (20 láminas)
Agua
Sal
Agua con hielos

Para el relleno:
1 cucharada de aceite
1/4 de una cebolla pequeña muy picada
350 grs de Carne Picada
2 latas de paté
2 Cucharadas de salsa de tomate (previamente preparada)
Sal

Para la bechamel:
30 gramos de Mantequilla
1/4 de una cebolla pequeña muy picada
1 Cucharada sopera de Harina
250 ml de Leche (un vaso)
Una pizca de Nuez Moscada
Sal

Para el gratinado:
Queso Emmental rallado.


Elaboración:
Lo primero es elaborar la salsa de tomate. Como es un tanto laborioso, yo lo que suelo hacer es, un día que tengo ganas hago la salsa y la congelo y otro día que me apetece hacer los canelones, la descongelo y la uso. Para hacer la salsa, lo primero es limpiar y picar la verdura. La cebolla la cortamos en trozos medianos, el pimiento igual y la zanahoria en ruedas. Pelamos el tomate y lo hacemos dados.

A continuación, en una cazuela ponemos el aceite a calentar y sofreímos el ajo en láminas y la carne picada. Cuando la carne esté hecha, añadimos la verdura a excepción del tomate natural en dados.

Cuando la verdura comience a estar blanda, añadimos el tomate natural triturado y el tomate natural en dados. Dejamos a fuego lento que se haga. Añadimos sal y las especias. Y ya tenemos la salsa lista.

El siguiente paso, es preparar la pasta y el relleno. El relleno se prepara rapidito, por lo que yo suelo cocer la pasta a la vez que lo preparo.Para el relleno, ponemos una sartén con una cucharada de aceite a calentar y salteamos la cebolla y a continuación añadimos la carne picada. Cuando la carne esté lista, añadimos las 2 latas de paté y las deshacemos con la carne y la cebolla. El paté que yo suelo usar es uno corrientillo (apis o la piara) pero ni que decir tiene que si usáis uno mejor, mejor saldrá el plato, claro está.

Añadimos las 2 cucharadas de tomate y ajustamos de sal. Reservamos y dejamos enfriar para manipular luego cuando hagamos el canelón.

Para cocer la pasta, ponemos agua a hervir con sal y cuando rompa a hervir, añadimos la pasta dejándola el tiempo que indique (unos 15 minutos). Después, para parar la cocción ponemos la pasta en agua fría con hielos y extendemos la pasta sobre un trapo seco de algodón.


Ahora, en este paso es importante tener una bandeja donde poner los canelones. Con la bandeja lista, los pasos son los siguientes: Comenzamos por poner una fina capa de la salsa de tomate en la base de forma que evitemos que se peguen los canelones. Vamos haciendo los canelones y los ponemos uno al lado del otro. Para hacer los canelones, tomamos una lámina de pasta, y ponemos con una cucharilla un poco de relleno y enroscamos el la lámina haciendo un canutillo. Cuando hayamos terminado todos los canelones, cubrimos con salsa de tomate de nuevo. No hay que poner mucha salsa, no se trata de que los canelones naden en tomate sino que tengan algo de salsa.


Por último, queda "la última capa": La bechamel. Para ello: En una sartén, derretimos la mantequilla y pochamos en ella la cebollita. En un cazo, calentamos la leche. Cuando la cebolla esté pochada, incorporamos la harina y dejamos que se cocine un poquito para evitar que la bechamel sepa a harina cruda. Incorporamos la leche caliente y removemos hasta que espese. Añadimos una pizca de nuez moscada y ajustamos de sal.

Una vez lista la bechamel, cubrimos los canelones con ella y espolvoreamos generosamente queso emmental rallado. Una vez hecho esto, el plato está listo o bien para congelar y comerlo más adelante o bien para hornear y gratinar hasta que se haga una "costra de queso".

Y... eso es todo!. Ahí es nada!!. :-P. La foto no es de las mejores que digamos y sólo se intuye el queso gratinado, pero doy fe que debajo estaban los canelones y que estaban ricos-ricos. :-)

Ale, besos para ellas y abrazos para ellos,
Papi.

2 Comments:

Blogger Cecilia Gutiérrez said...

Excelente tu blog, me encanta la cocina y me ha parecido realmente muy bueno. Sigue publicando recetas. Que estés bien. Saludos desde Sydney.

4:03 a. m.

 
Blogger daddyrafa said...

Muchas gracias Cecilia. Es un placer que me leas.
Me encanta saber que hay gente por distintas partes del mundo que les mola la cocina y me siguen.

Un abrazo,

Papi

1:19 p. m.

 

Publicar un comentario

<< Home